Kids, Travel
Leave a comment

Viajar en avión con un bebé

Jorge y yo estamos acostumbrados a viajar, vivimos fuera de nuestras ciudades de origen desde hace 10 años y hemos perdido la cuenta del número de veces que hemos subido a un avión.

20140609-212406-77046196.jpg

A estas alturas ya no nos agobian los caóticos horarios de los aeropuertos, las esperas, los controles de seguridad (en los que siempre acaban registrándote el bolso por que te has dejado dentro una esmalte de uñas) o las maletas que se estropean o se pierden. Son trámites que podríamos hacer con los ojos cerrados.

Sin embargo este año con Berta es diferente, con ella tenemos que organizarnos mejor, necesitamos llevar más equipaje y ya no vale cualquier asiento del avión. Por suerte Berta se ha portado genial en los viajes que hemos hecho hasta ahora, y nosotros nos hemos organizado bien con el equipaje y los horarios.

20140609-212407-77047456.jpg

20140609-212406-77046373.jpg

Estos son los trucos que hemos utilizado para que el viaje en avión con un bebé sea un éxito, pero tened en cuenta que ante un dolor de oídos o dientes no hay ningún truco que valga.

1. Horarios

Cuando viajas con un bebé, las esperas en el aeropuerto no son nada recomendables. Cuanto mayor es el tiempo de espera, mayor será el riesgo de que el bebé se canse, tenga sueño y se ponga a llorar o a quejarse.

Lo mejor es ajustar al máximo los tiempos para que la espera sea mínima y así evitar ponernos nerviosos por tener que lidiar con un bebé llorando en el aeropuerto.

20140609-212406-77046736.jpg

2. Equipaje

En la medida de lo posible, es preferible viajar únicamente con equipaje de mano. De esta forma evitamos tener que ir al aeropuerto con dos horas de antelación para facturar y esperar a que salgan las maletas una vez hemos aterrizado.

Además, de esta manera tenemos mano todo lo que podemos necesitar en caso de que surja un imprevisto y necesitemos ropa de repuesto, pañales o abrigo.

Berta todavía es pequeña para llevar su propia maleta, pero cuando crezca, la maleta para niños Trunki es muy cómoda ya que te permite subir a tu hijo encima y llevarle por el aeropuerto sin que se canse.

20140609-212408-77048269.jpg

3. Carrito bebé

Por experiencia os recomiendo viajar con un carrito de bebe plegable, tipo paraguas. El Maclaren Quest (o similar) es perfecto para viajar en avión ya que pesa poco, se pliega muy fácilmente y se puedes meter en una funda para protegerlo de golpes o arañazos.

Nosotros hemos viajado con el carrito de Mamas & Papas que Berta utiliza desde que nació y nos lo han estropeado bastante. La ultima vez, incluso nos rompieron una pieza. Aunque la compañía se hace cargo de la reparación, el proceso es una lata, así que mejor evitarlo. Nunca salgas del aeropuerto sin haber revisado antes tu carrito. Si descubres algún desperfecto una vez que has llegado a casa, es probable que te digan que ya no se puede reclamar.

4. Asiento

Un asiento en las primeras filas del avión es lo más cómodo cuando viajas con un bebé. Estas cerca del baño (por si hay que cambiar el pañal) y cerca del puesto de las azafatas, que te pueden echar una mano durante el vuelto si necesitas algo.

Además, estando en las primera filas, puedes levantarte y pasear un poco con el bebé en caso de que se ponga nervioso y salir rápido del avión a la llegada al aeropuerto.

5. Comida

Calentar un biberón o un puré en el avión es misión imposible. Como mucho las azafatas te ofrecen una versión improvisada de baño María, bastante lento y poco efectivo para mi gusto.

Si das el pecho, no tienes problema, la leche está preparada y calentita siempre. En caso del biberón o el puré, lo mejor es llevarlo caliente de casa en un termo.

Además os recomiendo que llevéis snacks, a veces resultan más efectivos para calmar el hambre y a la vez entretener al bebé.

6. Despegue y aterrizaje

Para evitar el dolor de oídos, lo mejor es que el bebé este succionando durante el despegue y el aterrizaje. Simplemente llevar el chupete puesto o darle un poco de agua durante estos momentos ayudará a evitar que los oídos se taponen o duelan por la presión.

7. Entretenimiento

Si el bebé con el que viajas es muy pequeño, no necesitará mas entretenimiento que una dulce nana de su mamá o un poco de biberón o pecho.

Sin embargo, cuando se trata de bebés más mayores, que estén entretenidos durante el vuelo es super importante. Lo mejor en estos tiempos modernos es utilizar un iPad, en el que podemos llevar dibujos animados variados y algún muñeco o libro con el que jugar.

Filed under: Kids, Travel

by

I am Ana. I work as a freelance PR, write Dear Oh and manage a family of three in London. Here you will find my latest thoughts about organic food, travelling and parenting, some of my current main interests. If you are interested in what I write, think about subscribing.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *